¿Whatsapp o Telegram?

Hace un mes no cabría discusión alguna sobre esta cuestión, pero los últimos acontecimientos nos hacen pensar que ha llegado el momento del cambio.
telegram-vs-whatsapp

Primero vivimos la irrupción de Telegram, más fuerte que otras antes que también han querido arrebatarle el pastel a Whatsapp: Hangouts, Line, WeChat, Snapchat, Spotbros…

Todo el mundo ha alabado las mejoras que ofrece Telegram, pues han dado justo en el clavo con las debilidades de Whatsapp: seguridad, multiplataforma, opensource e incluso la gratuidad, si bien esto último es ridículo, porque parece mentira cómo se ponen algunos por pagar un euro al año en el caso de Whatsapp.

Pero luego, lo que más está ayudando a esta nueva aplicación de mensajería es haber llegado en un momento clave, justo antes que la curva de Rogers que comenta Enrique Dans en su blog comenzase a descender, al ser comprada por Facebook.

facebook_whatsapp

El rechazo que está produciendo la adquisición de Whatsapp por parte de la compañía azul ha ocasionado una estampida hacia la alternativa abierta, segura y multiplataforma que abandera Telegram. No hay más que ver artículos como estos:

Y es que la mala prensa de Facebook en cuanto a privacidad y publicidad les precede. Cuando compraron Instagram dijeron que no harían cambios, y ya han empezado (anuncios), lo cual era previsible. Ahora dicen que Whatsapp seguirá siendo independiente, y ya están adelantando que sólo quieren compartir la red de mensajería para ampliar el volumen de la suya. Ay, ay, miedo me da cómo traten estos la privacidad de nuestros datos.

Ya me llamó la atención la semana pasada cuando Whatsapp entró en Github a censurar aplicaciones de terceros que permitían conectar con ellos (yowsup, whatsapi…). Resultaba extraña entonces esa actitud del “puño cerrado” cuando la alternativa de Telegram presume precisamente de lo contrario (opensource) y facilita el trabajo a los desarrolladores. Lo lógico hubiera sido abrirse a la comunidad.

Está claro que estaban más pendientes de ser comprados que de la competencia, primero parecía que iba a ser Google, pero al final ha sido Facebook quien lo ha hecho, y mucho me temo que esta operación les va a marcar un antes y un después… hacia abajo y sin frenos.

Me decanto por Telegram, sí, pero no quiero decir con ello que estén encima del bien y del mal. De hecho dicen las malas lenguas que están “untando” a los blogueros más importantes para que les hagan publicidad. Así qué no sé si darles mi contacto 😉 o darles caña… El tiempo dirá.

Y un último consejo, como siempre. Estas aplicaciones son lo que son, una ayuda para poder comunicarnos algo importante con una inmediatez y agilidad envidiable, no para sorbernos los sesos estando en 20 grupos, chateando con varios a la vez y terminando por odiarlas porque cuando recibes tantas chorradas te pierdes los mensajes que interesan de verdad.

image

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s